book

Sociedades de garantía reciproca

Con el objeto de ayudar a las Pymes a obtener un mayor y mejor acceso al crédito que otorgan las instituciones financieras se dictó la ley 20.179, sobre sociedades de garantía recíproca, que se publicó en el Diario Oficial el 20 de junio de 2007.

Estas sociedades garantizarán las obligaciones que sus beneficiarios contraigan relacionadas con su giro, es decir, serán fiador de sus beneficiarios.

Estas sociedades de garantía recíproca se pueden constituir como sociedad anónima o cooperativa de ahorro y de crédito. Esta forma de constitución tiene por objeto desarrollar y facilitar la asociatividad entre las Pymes.

Las sociedades al momento de constituirse tendrán un capital inicial de a lo menos 10.000.000 Unidades de Fomento, que al día de hoy equivale a $187.000.000. Este capital mínimo deberá ser mantenido por la sociedad durante todo momento.

Este capital no sólo estará disponible para garantizar las obligaciones de sus beneficiarios, sino también deberá ser invertido, con el objeto que aumente en el transcurso del tiempo.

Estaré prohibido, sin embargo, a esta sociedad otorgarle crédito directo a sus accionistas y beneficiarios, ya que no es su objeto que sustituyan a los bancos e instituciones financieras, sino que faciliten el acceso de las Pymes a éstas.

La sociedad de garantía recíproca o “S.A.G.R.” celebra contratos de garantía recíproca con los beneficiarios, pudiéndole la “S.A.G.R.” exigirle contragarantías al beneficiario. Los contratos podrán protocolizarse ante notario o extenderse con firma electrónica avanzada.

La “S.A.G.R.” entregará un Certificado de Fianza al beneficiario. Este certificado tendrá mérito ejecutivo, es decir, que si el beneficiario no paga, el acreedor podrá iniciar un juicio ejecutivo (como el de cobro de letras de cambio y pagarés) inmediatamente contra la “S.A.G.R.” para que pague la deuda del beneficiario. Este certificado no será necesario que sea emitido en papel, sino que también podrá ser emitido en forma electrónica.

Previa instrucción del beneficiario, este certificado podrá dividirse entre diversas obligaciones y uno o más acreedores. De manera que con un certificado de fianza se podrán afianzar varias obligaciones.

La “S.A.G.R.”, deberá ser requerida de pago dentro de los 6 meses siguientes a que el beneficiario haya incumplido su obligación. El requerimiento se puede hacer por notario o carta certificada.

Al momento del requerimiento de pago, la “S.A.G.R.” podrá optar entre:

a) Continuar con el calendario de pagos pactados con el beneficiario, aún cuando se haya pacto cláusula de aceleración;

b) Pagar el saldo o

c) Pactar una nueva modalidad de pago con el acreedor.

Existirán dos tipos de Sociedades de Garantía Recíproca, que se clasificarán como A y B. La diferencia consistirá, en que las de clase A, podrán actuar con los bancos, no así las de clase B, ya que deben cumplir con menos requisitos de seguridad financiera.

San Sebastian 2812 Of. 809 Las Condes - Santiago de Chile Fono: 562-2334-62-19
Pagina diseñada por /